Calendario 16 / abril / 2012 Cantidad de comentario Sin Comentarios

Ya han pasado cuatro años  desde que Bubok comenzó a cumplir sueños y cada vez nos sentimos más orgullosos de nuestros autores y su trabajo. Eesde el año 2007, los fundadores de Bubok se plantean la necesidad de crear un modo capaz de facilitar la publicación a tantos autores que se quedan sin sitio en el mundo editorial.

Ángel María Herrera, Sergio Mejías, Fátima Álvarez y Ruth Vicente nos cuentan sus experiencias en esta entrevista sobre estos años de trabajo.

Son ya cuatro años los que cumple Bubok, ¿qué se siente con un año más?

Sergio Mejías. Sin duda la ilusión de cumplir un año más en estos tiempos tan duros que nos ha tocado vivir junto con la ilusión de poder seguir formando parte de este mundo que se está creando ahora en torno al libro, es un sentimiento de estar creando lo que será por muchos años una nueva dimensión en el mundo del libro.

Fátima Álvarez. Pues… ¿tú te acuerdas de cuando cumpliste cuatro años?, ¿no? Bueno, mira las fotos que seguro que te hicieron tus padres y verás que estabas ilusionada y con ganas de seguir creciendo. Pues con Bubok yo me siento igual, por un lado como no hemos parado de hacer cosas, es como si todo hubiera ido muy rápido, y por otro estoy deseando que pasen un par de años más y Bubok esté asentado en los países que acabamos de abrir. ¡Es todo muy emocionante!

Ruth Vicente. Pues este último año ha pasado volando, con tanto trabajo parece que aún estamos el año pasado en Gerona planificando el año 2011.

Ángel María Herrera. Con más camino recorrido, con la certeza de haber ayudado a más gente a hacer realidad su sueño de publicar.

Echando la vista atrás, ¿cómo surgió la idea de crear Bubok?

S.M. Bubok supuso un reto, conseguir que una idea tan innovadora pudiera hacerse un mercado en España fue bastante complicado pero en aquel momento estábamos seguros de que el futuro iba a ir por estos caminos. La idea de crear Bubok surge cuando piensas que ese servicio que se está ofreciendo en otra parte del mundo tiene una perfecta cabida aquí.

F.A. Surgió de forma totalmente utópica y muy bonita. Habíamos creado una editorial pequeñita y con un servicio muy personalizado (la Editorial GrupoBuho) para ayudar a los autores a publicar su libro con servicios profesionales. Pronto nos dimos cuenta de que había muchos autores que no podían pagarse esos servicios tan personalizados pero que tenían mucha ilusión en publicar su libro, así que pensamos que debíamos crear algo que les facilitara conseguir su sueño.

Empezar por ahí y continuar creciendo ofreciendo cualquier servicio que pudieran necesitar fue una cuestión de lógica aplastante.

R.V. Surgió en una reunión anual en Zarzalejo (en la sierra de Madrid) como una idea de spin off de nuestra editorial.

Á.M.H. He contado tantas veces la versión oficial, que hasta yo me sueno repetido, así que hoy diré la verdad. Fue en una posada rural junto al fuego y unas bebidas…

Durante todos estos años, ¿cuál ha sido el mayor avance que ha experimentado la editorial?

S.M. Han sido muchos y variados, desde avances técnicos para implementar cualquier novedad que haya surgido en el mercado hasta desarrollos del producto como tal, nuevas formas de abordarlo, los cambios que ha experimentado el sector editorial, la internacionalización del proyecto, etc.

F.A. Mmmm… No sabría decirte. Psicológicamente el mayor avance para mí ha sido hacer entender al mercado editorial de que no somos los “hermanos bastardos” de las editoriales convencionales, sino la nueva generación que ya no pueden ignorar. Por explicarlo de alguna manera, viene a ser como si hubiéramos inventado el coche y los dueños de carros de caballos nos miraran con desdén porque el diseño es diferente y hace ruido.

R.V. Bubok en general ha crecido en todos los aspectos, todos los procesos se han automatizado y profesionalizado mucho. Hemos estado presentes en muchos concursos y premios de los cuales hemos salido ganadores o finalistas y siempre está bien ver que tu trabajo cuenta con reconocimiento.

Á.M.H. Los cerca de 60.000 títulos publicados, ni los premios, ni la inversión ni los grandes acuerdos se pueden comparar a eso.

Cuéntanos una experiencia para recordar que hayas vivido con algún autor.

S.M. Recuerdo con especial cariño a Carme Pollina, autora de “Lesbianarium”, fue la primera presentación a la que acudí y fui presentado como el editor de su obra. Creo que fue entonces cuando comprendí la verdadera dimensión de lo que estábamos haciendo.

F.A. ¿Buena o mala? Jajaja Ha habido muchas experiencias buenas, autores a los que les hemos hecho correcciones que han quedado encantados, o que nos llamaron muy apurados porque tenían una presentación y se habían dado cuenta a última hora de que su libro necesitaba alguna rectificación y había que modificarlos, imprimirlos y enviarlos en tiempo récord… O incluso algún autor que nos invitó a la presentación de su libro que se convirtió ¡en una misa zombie!

La verdad es que hay muchos autores que han pasado de ser simplemente clientes a ser buenos amigos. Eso me gusta.

R.V. Hay una autora que lleva con nosotros desde siempre, que es Isabel Blas: me encantan sus libros, pero soy tímida y nunca le he manifestado mi admiración 😉

Á.M.H. Jajaja, eso daría para un libro.

A la hora de poner en marcha Bubok, ¿creías que iba a cosechar tanto éxito?

S.M. El proyecto desde luego cobró una dimensión en muy poco tiempo que no me esperaba, rara era la semana que no había una entrevista de televisión, radio, prensa. El éxito del proyecto, su innovación y la coincidencia en el tiempo de un cambio tecnológico en el sector editorial hizo que Bubok se posicionara como un referente en este mercado.

F.A. La verdad es que no lo había pensado. Ni si tendría o no. Simplemente era algo que me parecía divertido hacer y que serviría para ayudar a todos esos autores a los que de otra forma no podíamos ayudar. Cuando empiezas en algo así lo mejor es ir disfrutando el camino.

R.V. Sabíamos que abríamos la puerta a muchos autores pero no sabíamos que tendríamos esta difusión nacional e internacional. Pensábamos que los escritores eran un nicho pero escritores somos todos.

Á.M.H. Para nada, soy el primer sorprendido.

¿Cuál es el último libro que has leído?

S.M. La nave de un millón de años de Paul Anderson.

F.A. He sido jurado en el IV Certamen Bubok, así que me he leído el ganador antes que nadie 😀

R.V. Dos monstruos juntos de Boris Izaguirre.

Á.M.H. Uno de lectura rápida. Aunque suene a broma es cierto, cada vez la pila de libros pendientes es mayor y necesitaba mejorar mi velocidad lectora.

Si tuvieses que dar un consejo a todos los autores, ¿cuál sería?

S.M. Que sean valientes, que exploren, que prueben, que aprendan a venderse, que conozcan el mundo que les rodea, que lo expriman.

F.A. Que se tomen a sí mismos en serio como escritores. Para decirles que no pueden o que no deben o que autoeditarse no tiene glamour ya se encontrarán gente durante su camino, pero lo importante es que si ellos creen en sí mismos llegarán tan lejos como quieran llegar, eso sí, como decían en Fama “la fama hay que ganársela, y aquí es donde vais a empezar a pagar… con sudor”. Hay que currárselo. Hay que prepararse bien y manejar bien el lenguaje con cursos, hay que corregirse y corregirse y corregirse mil veces, hay que cuidar el aspecto y la portada y después hay que promocionarse y hablarle a todo el mundo de su libro, como hacía Umbral. A él nadie le criticaba por hacerse promoción ¿por qué algunos autores tienen vergüenza de autopromocionarse o autopublicarse? Nadie se avergüenza de crear una empresa o estudiar a distancia, y viene a ser lo mismo.

R.V. Que nunca dejen de sentir, de pensar, de escribir, de soñar….

Á.M.H. El mismo que a cualquier otro emprendedor: perserverancia. Vázquez-Figueroa me dijo que su primer éxito fue en su vigésimo libro, muchos pretenden conseguirlo con el primero y si no lo consiguen abandonan.

Ahora que comienza un nuevo año para Bubok, ¿qué esperas de él?

S.M. Sin duda espero ver despegar definitivamente el resto de países, cuando eso se consiga, nuestros autores empezarán a ver una serie de cambios que por ahora no podemos contar 🙂

F.A. Soy una mujer sencilla: quiero divertirme mucho, tener una gran casa y un par de diamantes en el joyero, así que seguiré trabajando y haré alguna primitiva 😀

R.V. Espero que sea el de la consolidación de Bubok en el mercado digital.

Á.M.H. Que llegue a todos los países donde un autor nos necesite.

Bubok celebra cuatro: Entrevistamos a sus fundadores.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto las políticas de privacidad