bubok.co utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y a recordar sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Ver política de privacidad. Rechazar Aceptar
Buscar en Bubok

GUALDO EL CHACAL NARCOTRAFICANTE

de
COP 17.076
Cantidad
+
Añadir a la cesta
Comprar ya
Pago disponible con tarjeta, transferencia y en efectivo.
detalles del producto:
  • Autor: David Francisco Camargo Hernández
  • Estado: Público
  • N° de páginas: 51
  • Última actualización: 01/09/2021

Algunos animales de la selva consumían psicoactivos, la mayor parte de las veces lo hacían para purificarse, otros para aumentar su rendimiento, y otros con fines recreativos.

A la pantera le encantaban las sustancias embriagantes que a su vez le servían para limpiar el sistema digestivo ya que contenía nepetalactoae, un isopreno que se convertía en el sustituto de las feromonas sexuales felinas.

Una vez entraba en contacto con la hierba, comenzaba a rodar por el suelo, lamiendo y mascando la planta, emitiendo sonidos de satisfacción.

En vista de que había muchos consumidores para esa y otra hierbas, y que el mercado prometía ir en crecimiento, un chacal llamado Gualdo decidió hacerse de ese negocio y contrató algunos micos que se encargaban de recolectar las plantas que el chacal les indicaba, y que debían llevar a su madriguera para la trituración.

Entre las plantas que encargó estaba la valeriana por tratarse de un potente alucinógeno y el tomillo de gato una especie de viagra natural.

También la iboga, para venderla a los mandriles, ya que las raíces producían efectos alucinógenos y servía para aumentar la potencia y amortiguar el dolor causado por los golpes en las peleas.

Los frutos fermentados de la marula, para los elefantes que al consumirlos los hacía agitar las orejas, tambaleando la cabeza hasta caer dormidos.

 Los animales al masticar e ingerir las hierbas sentían placer y agitación, lo que en ocasiones terminaba en rencillas.

Hasta oídos del rey león llegó el rumor del negocio que estaba haciendo Gualdo, quien se enriquecía comprando predios en la selva.

Desafortunadamente no tenía como acusarlo por la venta ilegal de plantas, a pesar de que estaba prohibida la comercialización en el reino.

Gualdo se cuidaba de hacer las transacciones de alucinógenos sin dejar rastros, apoyado por sus colaboradores que le advertían de cualquier movimiento del soberano, y esconder las evidencias.

Pero como no hay mal que dure cien años, Gualdo fue capturado y llevado a prisión.

Así comienza este cuento que no es cuento y por eso lo cuento.

.

...[Leer más]
No existen comentarios sobre este libro Regístrate para comentar sobre este libro
Otros libros del autor
Los clientes que compraron este libro también compraron

La librería Bubok cuenta con más de 70.000 títulos publicados. ¿Todavía no encuentras el tuyo? Aquí te presentamos algunas lecturas recomendadas basándonos en las valoraciones de lectores que compraron este mismo libro.
¿No es lo que buscabas? Descubre toda nuestra selección en la librería: ebooks, publicaciones en papel, de descarga gratuita, de temáticas especializadas... ¡Feliz lectura!

Bubok es una editorial que brinda a cualquier autor las herramientas y servicios necesarios para editar sus obras, publicarlas y venderlas en más de siete países, tanto en formato digital como en papel, con tiradas a partir de un solo ejemplar. Los acuerdos de Bubok permiten vender este catálogo en cientos de plataformas digitales y librerías físicas.
Si quieres descubrir las posibilidades de edición y publicación para tu libro, ponte en contacto con nosotros a través de este formulario y comenzaremos a dar forma a tu proyecto.

Si necesitas ayuda, contáctame, te atenderé al instante.
ABRE UN CHAT INSTANTÁNEO SI NECESITAS AYUDA


¿Quieres que te informemos de cómo publicar tu obra? Déjanos tu teléfono y te llamamos sin compromiso.

Introduce el nombre

Introduce el teléfono

Introduce el E-mail

Introduce un email válido

Escoge el estado del manuscrito

Debes validar que no eres un robot

Gracias por contactar con Bubok, su mensaje ha sido enviado con éxito. Una persona de nuestro departamento de asesoría al cliente se pondrá en contacto contigo a la mayor brevedad.
Enviar